¿Químicos a mis hijos?

25 mayo, 2016 by admin0
IMG_2125-1024x765.jpg

 

¿Como mamá qué no harías  para evitar que tus hijos mueran antes que tú? Según las estadísticas, los niños de hoy corren el riesgo de vivir menos que sus padres.

IMG_1871

  “Se prevé que los niños de hoy serán la primera generación cuya expectativa de vida será menor que la de sus padres”

 

Por lo tanto la pregunta es: ¿Qué está en nuestras manos para cambiar esto?

Gracias a la investigación y al acceso a la información, reconocemos el poder que cada día tenemos más cerca de nuestras manos.  Déjenme empezar por la alimentación y la salud prenatal.

Habiendo estudiado medicina tradicional, mis hijos atendían al pediatra regularmente.  Como es rutinario, se les recetó en más de una ocasión distintas formas de medicamentos.  Si les dolía el oído, un antibiotico.  Si tenían un salpullido en la piel, una crema de cortisona.  Para la alimentacion, compotas y cereales preempacados.

Con responsabilidad, me rehuse a usar fármacos en mis hijos y tomé el riesgo de apoyar su fisiología en vez de dañarla.  Me refiero a que en vez de usar antibióticos para contrarrestar una infección de oído, que hoy en día está comprobado que responden igual en la mayoría de los caso a un apoyo natural que a un antibiotico, decidí fortalecer sus defensas con hierbas, comidas de verdad caseras y mezclas de probióticos.  También decidí tratar el problema de la piel de raíz y fortalecer su digestión en vez de tapar la reacción con cortisona.  Y en lugar de usar comidas producidas por la industria decidí  hacerles yo la comida en la cocina de mi casa.

Han sido 8 años increíbles de aprendizaje con mis hijos, donde juntos hemos implementado y puesto a prueba mucho de lo que he aprendido en las medicinas antiguas y la medicina funcional.  Sin embargo, como profesional, siempre me apoyé en la medición de los laboratorios y de su crecimiento, los cuales me confirmaban  su bienestar.

De ellos he aprendido que el dulce es un factor fascinante, que está en todas partes y también que la educación en cuanto al dulce  requiere tiempo, paciencia y  experimentación para que el niño pueda identificar alimento- reacción por si mismo a diferencia de algo impuesto.

Los primeros años de vida para la formación y cuidado de un ser humano son los más importantes. Pues la niñez es una etapa de mucha mayor vulnerabilidad, especialmente si nos enfocamos al desarrollo físico y mental.

Y aunque en ocasiones puede parecer lógico, permítanme hacer esta aclaración: el efecto que produce 1 gramo de cualquier sustancia en el cuerpo de un niño no es directamente proporcional al efecto que tiene la misma cantidad de dicha sustancia en un cuerpo adulto. Especialmente cuando se trata de un químico, llamémoslo conservador, aditivo, etc… o un fármaco. Ambos con efectos secundarios nocivos para la salud.

Ahora aquí les dejo algunos consejos que les ayudarán a enseñarles a sus hijos a utilizar la comida como un instrumento de vida.

Cuando nuestros hijos son muy pequeños las dificultades que se nos presentan como mamás a la hora de alimentarlos son relativamente sencillas. Sin embargo, conforme nuestros hijos crecen y comienzan a tener más convivencia con la comida las cosas se pueden dificultar un poco más.

Es por eso que propongo y recomiendo que permitan que sus hijos se relaciones desde muy temprana edad con los alimentos. Permítanles convivir con ellos, interactuar, jugar; aunque eso en ocasiones signifique que se ensucien y haya que limpiar. Esto permitirá que los niños tengan una excelente relación con la comida desde el principio.

 

A newborn baby holds on to mummy's finger
“Deja que jueguen y se relacionen con la comida.”

 

Conforme crezcan el proceso cambia un poco, ya que hay que comenzar a formar conciencia de lo que la comida puede hacer por él y por su cuerpo. Una excelente manera de lograrlo, más allá de los resultados obvios que se perciben en un niño sano y bien alimentado como lo son buenas defensas, un buen desarrollo mental, excelente energía, etc es involucrarlos en todo lo que es el proceso de la alimentación:

  1. dejarlos experimentar/jugar con la comida según la edad.
  2. Involucrarlos en las decisiones de cocina: que van a comer, la preparación, los beneficios, los ingredientes y el por qué de éstos.
  3. Invitarlos a ir al mercado, que colaboren en los menús.
  4. Aproximar la comida a ellos como una oportunidad para obtener más fuerza, más rapidez, mayor inteligencia; lo que ellos deseen.

Parecieran estos aspectos obvios, insignificantes pero son estos detalles los que les dan participación y voz en el proceso. Los elementos necesarios para crear sus propias impresiones con respecto a la importancia de la alimentación a lo largo de la vida. Siempre tomando en cuenta el impacto que tiene la alimentación en su salud.

Hasta aquí por hoy. Y recuerden: los niños son como esponjas, aprenden y absorben conocimiento de todo lo que ven, escuchan y sienten. Así que de ti depende que tu hijo crezca utilizando la comida como una herramienta para su beneficio o como un arma en su contra. Se paciente, enseña con el ejemplo, cuiden de su cuerpo y siempre vayan en favor de la naturaleza.

P.D. Si quieren conocer y aprender más sobre cómo mejorar su salud de manera natural pregunten por nuestros talleres al teléfono: 52817040


Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *


Cambiando la vida de miles de personas con su método, poniendo especial énfasis en los sistemas digestivo, hepático y hormonal; los que considera los más importantes.