Go to Top

¿QUÉ HACER EN ESTAS FIESTAS?

¿Has notado que, durante tiempos prolongados de excesos, tanto en comida como bebida, tu cuerpo se vuelve lento, con menos energía? Las razones pueden ser muchas, pero la mayoría de las veces se debe a estos factores:

  1. Químicos.

En esta época de fiestas es muy usual que las personas coman alimentos industriales; es decir, alimentos de paquetitos, como sopas, pan, harinas, entre otros. ¿Qué sucede? El cuerpo entra en un doble trabajo: por un lado, realiza un proceso de digestión como siempre, pero a marchas forzadas por la cantidad; y dos, no puede lidiar con todos los alimentos artificiales repletos de químicos.

  1. Abundancia.

Estas fiestas promueven el desorden o descontrol en muchos sentidos: rompemos la disciplina, nos damos ciertos gustos, celebramos con alcohol en exceso y nos deleitamos con platillos complejos, lo que satura al sistema digestivo y, en consecuencia, el trabajo es mayor.

  1. Sedentarismo.

Sí, aunque no lo parezca, el ejercicio o movimiento pasa a ser secundario cuando hay fiesta y por ello el sistema linfático no se drena adecuadamente.

Y bien, con lo anterior podríamos obviar qué hacer para reactivarnos o al menos para que no nos caiga de peso la temporada, pero hablemos de las acciones a tomar para que nuestro cuerpo no lo padezca tanto:

  1. Hidrátate: bebe en promedio 3 litros de agua al día y, en caso de que bebas alcohol, añade 2 vasos de agua por cada copa.
  2. Simplifica tus comidas: la comida en sí es deliciosa; si puedes, elige lo simple, lo más natural y fresco posible.
  3. Evita combinaciones: hay dos combinaciones que le dan más trabajo a nuestro hígado y que podemos evitar; una, elige entre postre o alcohol, nunca ambos; y dos, ojo con los excesos de proteínas, ya que el trabajo es mucho más para tu cuerpo.
  4. Descansa: sí, dormir temprano en la medida de lo posible resulta una práctica especialmente reparadora; ideal dormir a las 22:30 horas.
  5. Actívate: si quieres agilizar muchos procesos de tu cuerpo, entre ellos la facilidad con la que quitarás esos kilitos de más, lo ideal es que camines 15 minutos después de cada comida y que practiques algún deporte al menos 30 minutos diario (ojo, 30 minutos de calidad, con la concentración y entrega debida).

Las pequeñas acciones generan grandes transformaciones en nuestro cuerpo. Haz lo correcto en la medida de lo posible en estas fiestas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *